Postlude

En el 1928, hubo muchos eventos que hicieron historia. Alexander Fleming descubrió la penicilina, el primer vuelo a través del pacifico ocurrió en el 1928, y en el 1928 nació mi papa. Mi papa celebraba su cumpleaños dos veces. El nació en diciembre de 1927 pero la fecha de nacimiento entrada en su certificado era la fecha en que fue inscrito: enero 15 de 1928. Mi papa tenía un buen sentido del humor y encontraba algo jocoso a las cosas que ocurrían. Se jactaba y decía, “Porque me dio por nacer tan temprano.” O cuando yo lo llevaba al dermatólogo y les decía, “Ya estoy como un guineo maduro; con manchas.”

A sus 94 años, se mantenía activo y muchas veces me pedía que le dejara “cositas para hacer en la casa” para entretenerse mientras yo iba a trabajar. En ocasiones lo encontré trabajando en el jardín, “para ayudarte”, decía. Y cada vez le tenia que recordar que no debía estar haciendo esas cosas, especialmente si yo no estaba en la casa.

Cuando era pequeña, recuerdo que mi papa tenía mal humor y en ocasiones dejaba salir el coraje. Mas adelante comprendí que cosas vividas en la guerra pudieron haberlo hecho ser de la manera que era. No era perfecto, ni pretendía serlo. Reconocía sus virtudes, pero también reconocía sus defectos. Él tenía muchas cosas en sí mismo contra las cuales luchaba y como Pablo, le pedía a Dios que lo cambiara. Una vez comienza en la iglesia, su carácter comenzó a ser transformado. Debajo de un carácter serio y tal vez duro para algunos, pude descubrir un ser sensible, romántico, cariñoso, compasivo, y bueno.

Conservo las cartas que mis padres intercambiaron mientras el estaba en la guerra. Y las tarjetas que en el aniversario de bodas el le escribía versos de amor a mi mama. Le gustaba regalarle flores y en alguna ocasión me pidió mi opinión en cuanto a que debía regalarle.

La alegría más grande la tuve cuando pude tenerlos a ambos en mi casa, ofreciéndoles el amor, cariño, y comprensión que necesitaban en sus últimos anos. En ese tiempo pude ver su dedicación hacia mi mama y el amor que le tenía. Tomando tiempo temprano en la mañana para atenderla, darle la comida (aunque ella podía hacerlo muy bien sola), y proveerle ayuda con las actividades del diario vivir. Los escuche bromear uno con el otro, reír, hablar de las “cosas locas que estamos viviendo estos días”. Fui testigo de momentos bonitos que mi padre le regalo a mi mama durante esos días de enfermedad. Y también lo vi llorar y lamentarse cuando ella partió y ya no la tuvo más. Su deseo era estar con ella una vez más, y finalmente, ese momento llego.

A pesar de mi edad, y de haber sobrevivido sola por varios años, me recordaba como tenía que hacer las cosas. Luego decía: “A la verdad que estas bien capacitada”, aunque luego me traía los libros de medicina para recordarme los signos y síntomas del catarro. Mi padre llego a mi hogar en el 2020 y en estos dos años compartió muchas palabras de sabiduría que siempre llevare dentro de mí.

El día que partió tuve la oportunidad de hacer facetime con él. Pude decirle cuanto lo amaba, y cuán importante había sido para mi, y lo orgullosa que me sentía de haberlos tenido a ambos en mi vida. Sus respiraciones se fueron haciendo menos laboriosas y su ansiedad fue disminuyendo. Vi como dijo “Si” con la cabeza. Tomó una respiración profunda y partió para siempre.

De todas maneras, pienso que pudo haber vivido muchos años más y que yo pude haberlo cuidado por todo ese tiempo. Hoy desearía tener un día mas para decirle cuanto lo quiero; un día mas para abrazarlo; un día más para reír con él; un día mas para bailar en la cocina con él; un día mas para verlo sonreír; un día mas para escuchar su voz. Hoy, el está caminando por las calles de oro y jardines hermosos junto a su amada. Hoy, él se ha vuelto a encontrar con mi hermana. Hoy, guardo el recuerdo y la sabiduría que compartió conmigo, la cual puedo pasar con mucho orgullo a las próximas generaciones.

Descansa en paz papi. Ya no hay dolor, ni tristeza. Nosotros tomamos el bastón y seguiremos llevando con orgullo, tu humildad, sensibilidad, honestidad, veracidad, y lealtad que ha quedado plasmada en nuestros corazones. Nos volveremos a ver. 💔

Leave a Reply

Please log in using one of these methods to post your comment:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: